¡Pica entre horas sin sentirte mal!

Si estás en plena operación bikini o bien has decidido llevar una vida más saludable, apunta estas ideas de snacks, ¡buenísimos y saciantes! Pinterest descubre todo un mundo lleno de color y muy apetecible (sí, una tableta de chocolate sería mejor idea pero no desistas de tu objetivo!

1. Chips de manzana

Saciante y buenísimo, este snack es perfecto para los amantes del dulce. Además de con manzana se puede hacer con calabacín o zanahoria y también estará muy rico. Es tan fácil como cortarlas en láminas finas (cuanto más finas queden, más crujientes estarán), espolvorearlas con canela y/o azúcar, y deshidratarlas en el horno (precalentado a 125-150ºC) durante dos horas aproximadamente, dándolas las vuelta cada 45-50 min para que se haga el otro lado. Si quieres, antes de meterlas en el horno puedes echarles por encima un poco de zumo de limón.

Guardarde casaviva.esChips de manzana: quitar el corazón de la manzana, cortarla a finas rodajas, espolvorear con canela y hornear a 160°C durante 45 minutos. ¡Bueno! #receta #cocina5973Casa VivaRecetas originales y curiosas

2. Plátano con mantequilla de cacahuete y frutos secos

De nuevo la fruta es la protagonista, pero esta vez con unos complementos muy beneficiosos para la salud. La mantequilla de cacahuete es fuente de proteínas, hierro, de grasas saludables y de vitaminas y minerales (magnesio, fósforo, potasio, hierro, calcio, yodo, zinc, vitamina A, B1, B2, B5, B9, B12, C, D, K). Por supuesto y como en todo, abusar de ello es malo. Además siempre es mejor hacerlo tú mismo para evitar la alta concentración de azúcares.

Guardarde bessiefoodchannel.blogspot.complátano, mantequilla de maní, la miel, la avena, las nueces, las pasas294ANDRE PRODrecetas

3. Sandwich de aguacate con tomate

El aguacate es una fuente natural de grasas saludables, y es muy saciante, por lo que es una buena idea para cuando quieras almorzar o merendar algo más fuerte. Lo ideal es complementarlo con un pan integral, de sésamo, centeno, etc. El tomate natural es un buen complemento, así como el queso fresco, mozzarella o feta. Eso sí, vigila que no sean amarillos, puesto que tienen más grasas.